Cierra el Apóstol Naasón Joaquín con emotivo mensaje, histórica marcha juvenil en Jalisco

GUADALAJARA, Jal. México. A 11 de Agosto de 2019. (Berea Internacional). A cambiar expectativas y condiciones dolorosas de la sociedad llamó hoy el Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín García. Lamentó odios, ataques sin sentido, intentos de implantaciones religiosas forzadas y mostró su satisfacción por la juventud de la Iglesia del Dios Vivo, Columna y Baluarte de la Verdad, La Luz del Mundo, que hoy marchó con alegría espiritual y gran entusiasmo para pregonar sus valores.

Jóvenes profesionistas, estudiantes de licenciatura o bachillerato, emprendedores en la industria o el comercio, procedentes de 58 países marcharon sin distinciones o estereotipos desde el centro de la ciudad hasta la Glorieta de la Minerva.

Era una columna gigantesca de jóvenes que pacíficamente expusieron parte de sus valores e invitaron a los mexicanos a vivirlos. Su participación fue muy comentada, porque cuando el contingente de vanguardia llegó a la Minerva, destino final de la marcha, al menos hasta la Avenida Federalismo llegaba la retaguardia.

Estas posiciones las ocuparon desde muy temprano los jóvenes de la Iglesia del Señor. Así, en punto de las 14 horas, un contingente que al frente portaba y ondeaba las banderas de los países donde la Iglesia del Señor predica el auténtico Evangelio de Jesucristo y cuenta con Casas de Oración, llenó de colorido la ruta de la Vía Recreativa.

Además con himnos que resaltaban su fe, su amor y compromiso con Dios, a su paso llenaban de su mensaje las calles y los corazones.
En su mensaje, el Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín expresó que Él es parte de una nueva juventud que confía plenamente en el ser humano. De una juventud que ha puesto su confianza en un futuro promisorio y relató que creció con principios positivos y se mostró orgulloso de haber permanecido en ellos.
Es por eso que, dijo a los jóvenes, no puede perder la fe en el ser humano. Y es que, les expresó, fue inculcado en principios morales, lo que le ha permitido saber que seremos guiados por el eterno Dios para ser mejores.

A los muchachos, el Embajador del Reino de los Cielos les externó que deben inspirarse en sus padres, en la naturaleza, en la familia o en la sociedad. Que no fijen la vista en el mal ejemplo de aquellos que buscan denigrar al prójimo por no ser de su nacionalidad, o su color de piel, de su estatura, de su estatus social o económico o de su credo religioso.

Al contrario, con nuestras acciones o ejemplo –instruyó-, resaltemos que ese es un pensamiento medieval o primitivo. Enseguida, los invitó a que ayudemos a cambiar las cosas, ayudemos a cambiar a nuestro país, comprometámonos sin vacilar a trabajar en favor del necesitado. Seamos positivos, impulsemos a los que, con sinceridad, luchan día con día por ser líderes sociales honestos. Impulsémonos a buscar nuestro entorno”.

Concedió la razón a los jóvenes en su lucha aspiracional: deben aspirar –les externó- a tener mejores empleos, a tener mejor educación profesional; los jóvenes deben aspirar a vivir seguros, los jóvenes deben aspirar a vivir en mejores condiciones, los jóvenes deben aspirar a vivir felices, los jóvenes deben aspirar al progreso.

Fue entonces que destacó que la Luz del Mundo trabaja en todo tiempo para forjar una Juventud con Valores –tema de la mega marcha-, útil a la sociedad en todos los órdenes, que no representa riesgo alguno para esta; una juventud altamente respetuosa, productiva y honesta, alejada de los vicios y de las prácticas que degradan la dignidad humana.

La juventud salió inmensamente dichosa. Está acostumbrada a escuchar la voz del Ángel del Evangelio Eterno y por eso hoy no escatimó ni tiempo, ni fuerzas, para estar desde la mañana en esta marcha feliz que dejó gran orgullo a sus padres, gran alegría a la Iglesia, y gran satisfacción al Ungido de Dios.