Cumple meta académica primera alma bautizada en Mozambique

MAPUTO, Mozambique., a 21 de noviembre de 2019 (Berea Internacional). – Se llevó a cabo un ameno convivio de los hermanos y las hermanas en la fe para celebrar la graduación de su hermano Eusebio Massango, una de las primeras piedras espirituales de Iglesia La Luz del Mundo en Mozambique, quien recientemente concluyó su Licenciatura en Filosofía y Letras en la “Universidad Eduardo Mondlane” -casa de estudios superiores más antigua del país de Mozambique-.

El hermano Eusebio es el representante legal de Iglesia del Dios Vivo, Columna y Apoyo de la Verdad en Mozambique, país donde adquirió su formal registro como Asociación Religiosa, ante la instancia correspondiente.

Muy gratamente el hermano Eusebio también celebró su logro académico con su familia en la Fe.

Cabe mencionar que el hermano Massango fue bautizado -en uso de libre albedrío- junto con su esposa; perseveran fieles a Dios en este lugar al sureste de África. Ellos forman parte de los primeros bautismos, realizados el 10 de julio del año 2018, fecha en que este país fue conquistado por el glorioso Evangelio de Cristo, como una promesa más cumplida de Dios a su Santo Enviado, Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín García, desde aquel memorable 8 de diciembre del año 2014.

La mayúscula labor del Apóstol de Jesucristo, Doctor Honoris Causa, Naasón Joaquín García ha permeado en millares y millares de jóvenes estudiantes y profesionistas en todo el orbe. Logrando así mejores empleados, mejores padres de familia, mejores empresarios, llenos de talentos, dones, virtudes y ciencia; un buen cristiano es un mejor ciudadano.

En el marco del fraternal convivio, externó el hermano Eusebio a los presentes, que por medio de su recién concluida carrera universitaria, esforzándose y creyendo firmemente en la promesa de prosperidad para el pueblo de Dios, todos los logros profesionales que obtenga de aquí en adelante serán también en beneficio de la Iglesia, con el objetivo de ser una ayuda para el Varón de Dios, en su magna obra evangelizadora.

Con la comida lista que consistía en platillos tradicionales mozambiqueños preparados por las hermanas de este lugar, el cual consiste en Matapa, que es el primer plato tradicional de un festejo y nunca debe de faltar -es una especie de Mole hecho primordialmente de cáscara de yuca machacada con otras especies entre ellos cacahuate-, los hijos de Dios continuaron compartieron calurosamente el pan y la sal.